X
This website uses its own and third-party cookies to provide our services and display advertising related to your preferences. If you close this window by pressing the 'X' button, we consider that you do not want to see this message again
Password
Username
Una chupada de verga a domicilio
Author: 
Anonymous
Sexo oral
22-Apr-2019
247
Una chupada de verga a domicilio
Por unas pregunta boba termino seduciendo a María, la vendedora de frutas que tiene su puesto al frente del edificio donde vivo, todo termina en una mamada.
Hace algunos días les relate la experiencia con mi vecina, ahora quiero contarles mi relación con una vendedora que tiene su puesto frutas y bebidas cerca del edificio donde vivo.

Hola vecina, tiene papayas y mangos.

Si vecino

Ayer vine a comprarle pero no estaba , siempre cierra temprano

Si, el trabajo es duro y hay que descansar

Descansar tan temprano o pecar?

Las dos cosas vecino

Le gusta pecar de día

A cualquier hora vecino eso es muy rico

Así comenzó el diálogo con María una negra que tiene su puesto de frutas cerca al edificio donde vivo. María es una mujer de unos 35 años, no es muy alta, tiene unos pechos grandes y un trasero de padre y señor; es madre de cuatro hijos y su esposo trabajo por temporadas en diversos oficios. Usualmente abre su puesto a eso de las 9 am y no tiene una hora fija para cerrarlo, puede ser a la una o a las dos y a veces a las tres o cuatro de la tarde. De vez en cuando su esposo la acompaña o la reemplaza . Siempre le compro la fruta y las relaciones eran cordiales, la típica conversación del vender y su cliente, nunca pense nada con ella, ni ella me insinuó nada. Pero desde ese día las cosas serían diferentes.

Al día siguiente regresaba a la casa, venía de pagar las facturas de lo servicios públicos cuando vi María de lejos, tenía un pantalón apretado y su culo se veía imponente, recordé la charla del día anterior y decidí retomar esa conversación.

Hola negra, todavía por aquí, erán las 3 pm

Si vecino , pero ya me voy

Se va a descansar o a pecar

A las dos cosas vecino

Que envidia negra

Envidia de que, usted también peca

Claro negra pero no peco con usted y con semejante cuerpo es una tentación

Que cosas dice vecino , me contesto me dio riendo, no creo que usted se fije en una mujer como yo

Porque no negra si usted está muy rica, su cuerpo invita al pecado

¡Yo al pecado! Que embuste los suyos vecino

claro que invita al pecado, en esas llego un cliente y la conversación se interrumpió.

Pasaron dos días y no pude conversar con María, el sábado decidí arrimar a su negocio, quería desayunar con una ensalada de frutas, salí de mi apartamento y cruce la calle en diagonal, eran las 9 y 30 am, el puesto estaba sólo, me senté y pedí mi consabida combinación de papaya, mango y banano. Mientras María preparaba el plato pude ver su cuerpo, de verdad la negra estaba rica, cuando se agacho disfrute de su culo grande y redondo, después mire sus labios gruesos y sus manos grandes y ese par de tetezas. En es momento recordé que estaba en pantaloneta y sin interiores, mi polla empezó a crecer con estos pensamientos.....volvi a la vieja charla de los días anteriores.

A que horas cierra hoy

Tarde vecino,

No piensa pecar

Mi esposo no está a que voy a casa temprano. Solo regresa la próxima semana

Que tentación vecina, la falta de pecado la puede enloquecer

Usted y su pecado vecino, esta obsesionado y me paso la ensalada de frutas.

No estoy obsesionado solo que usted está muy rica, me pone a mil

A mil, una mujer como yo, ponerlo a mil, esos son embustes

Créame negra me pone a mil, a millón, me levanta el ánimo para pecar con usted.

No moleste, no le creo que lo ponga a mil

Claro que me pone a mil, quiere que se lo demuestre

Y como me lo demuestra

Mire para bajo, negra para que vea como me pone

Y para que quiere que lo mire

Mire vecina y después me dice

Con la conversación mi polla estaba parada, quería salirse de la pantaloneta, el bulto era visible, quería que la negra lo viera, quería mostrarle la verga.

Vamos vecina porque no mira, de pronto se entusiasma y peca conmigo

Pecar con usted, una vieja como yo

Si vecina, pero mire que me tiene medio loquito

Quizás por la insistencia o por la curiosidad, María decidió mirarme, sus ojos se clavaron en mi bulto, yo temple la tela para que se notara mejor.

Vecino pero la tiene parada

Claro negra no le dije que me tenía a millón, ese trasero suyo invita a la lujuria y esos labios deben ser muy apetitosos...

Quiere ver más

No vecino, ya deje de molestar esto esta de castaño a oscuro y de pronto nos ven

Tranquila, nadie se imagina que pasa aquí.... me subí más la pantaloneta y le deje ver la cabeza de mi polla, mire como me tiene, estoy loco por esos labios y por ese trasero...

Vecino guardese esa cosa, que nos ven

Negra le gustaría chupármela, le gustaría sentirla adentro

Vecino no moleste

Negra respóndame una pregunta, le gusta mamar, si o no

Vecino no moleste

Negra le gusta mamar, si o no

Si vecino, me gusta chuparla. Se la chupo siempre a mi marido

Y como le gusta que se la metan

Vecino me gusta estar arriba

Y le gustan que le den por detrás

Vecino eso no se lo voy a decir.

Negra cuando fue la última vez que se la chupo a su marido

Vecino antes de irse, llegue a la casa y estaba viendo televisión en interiores, hay se la chupe hasta que se le paro y después tuvimos sexo

Negra cuénteme como la comio

Que cosa la suya, como le voy a contar mis privacidades

Si ya me conto que se la mamo termine el cuento

En la cocina fui por jugo y el me siguió y me clavo contra el mesón

Se la metió por detrás

No vecino, solo me metió los dedos en el culito mientras me hizo el amor contra el mesón

María quiero comerte, quiero que me la chupes

No vecino eso no se puede, hay mucha gente

En este momento de la conversación yo le mostraba mi polla a la negra y me tejía un pajazo , ella mira la polla, la sentía acorralada y nerviosa, decidi parar el juego, además alguien venía a comprar,

Negra por que no me lleva la fruta al medio día al apartamento, le dice al portero que es para mi y la entra, yo le pago todo allá por que no traje plata.

Bueno vecino

Pero no me vaya a dejar sin fruta

Tranquilo vecino cuando mi hija me traiga el almuerzo yo la dejo cuidando y le llevo la fruta.

El tiempo se me hizo eterno, quería que María fuer ala apartamento pero temía que no fuera, solo me tocaba esperar, confiar en que cumpliera su palabra y se decidiera a mamarla o a culiar conmigo... a eso de la 1 pm sonó el citófono; buenas don Cesar es María la señora de la fruta, digale que siga, estoy cocinado y no puedo dejar la estufa sola.... minutos después sonó el timbre , abri la puerta y allí estaba élla, sabia que no tenia tiempo que perder y que debía ir al ataque rápido muy rápido... además mi polla se puso a mil desdde el momento que el portero me aviso de la llegada de la fruta

Hola negra creía que no iba a venir

Le dije que a la hora del almuerzo

Si pero mira mi niño esta igual que esta mañana y me baje la pantaloneta mostrándole mi polla erecta como un mastil

Vecino por dios, no moleste

Te gusta, está parada por ti

Vecino pagame la fruta que me voy

María tocala, por qué no juegas con ella

Vecino mi hija me espera

María eso no te demora tocala, goza de una polla diferente a la de tu marido, yo se que te gusta

La negra estiro el brazo y la tomo en su mano, empezo a pajearme con suavidad.

Esta caliente

Por ti, quiere tu boca

Mi boca, esta loco vecino, no hay tiempo

No importa puedes darle un adelanto,

Se arrodillo y si mediar palabra empezó a chupármela

Sabe rico, huele a sudor después la se metió solo la cabeza de mi polla y empezo a jugar con su lengua , a tocar mi glande con su lengua.

Bajo por el tronco, se la saco de la boca y la miro, parecía un explorador haciendo un reconocimiento.

La alzo y me miro la guevas, saco la lengua y empezó a lamerlas, después las chupo delicadamente, mientras su mano me pajeaba con cierta delicadeza...

Volvió a recorrer mi huevas con la lengua y sin mediar palabra termino chupándome el culo.

Después regreso a las huevas, las lamió, las chupo y de nuevo a mi culito, su mano seguía pajeándome; el placer era infinito.

Sabe rico vecino. Fueron sus siguientes palabras y cambio de táctica

Volvió tronco arriba y empezo a chuparme la cabeza de la verga, no lo hacia ni rápido ni lento era un ritmo acompasado, sus labios estaban llenos de saliva.. después empezó un movimiento largo de la punta de la verga hasta mi culito, pasando por el tronco y las huevas..

Hacia este recorrido, lamiendo y chupando...

Cuando se cansó cambio de estrategia ahora intentaba tragarla toda.....tomaba aire y se engullía la verga hasta la campanilla, creo que estaba acostumbrada porque no hacia arqueadas...

Me sentía en el aire con está mamada, hasta ahora había sido corta en el tiempo pero llena de sensaciones. María sabia mamar, una mujer de su edad tenía porque saberlo hacer.

Espera le dije y me desplace a una de las poltronas , me sente. Ella se arrodillo, de nuevo se trago soolo la cabeza y con ella dentro de su boca jugaba con la lengua, yo deslice mi mano y empece a tocarle sus tetotas, eso la arrecho

Si vecino, tóqueme, apriete las tetas que eso me gusta, fuerte, más fuerte

Ahora intensifico el ritmo de la mamada, subía y bajaba por el trono, su labios grueso apretaqban perfectamente la polla, no la dejaba tocar por sus dientes....sentia el orgasmo cerca y decidí prolongar más el placer...

Quiero meterla entre tus tetas y acabar en ellas

Si vecino se quito su blusa y su brasier y de inmediato sus tetasas quedaras al aire..

Capturo mi verga y la metió entre ellas

Yo empece a subir a y bajar, a deslizar mi polla entre sus tetas mientras María me chupaba la cabeza de la verga cada vez que asomaba entre sus tetas....

Serían tres o cuatro minutos en este movimiento, mi vista se empezo a nublar.... solo recuerdo que mi semen manaba a borbotones y que María lo recibía en su boca.

Cuando María sintió que me iba a venir, soltó sus tetas y capturo solo la cabea de mi polla en su boca, apenas empece a echar leche su lengua comenzó a moverse el placer que recibía y sentía es inenarrable.....

Solo recuerdo que me quede muy quieto medio atontado, y una voz me saco de este estado

Vecino pagueme la fruta que debo regresar al puesto.

Saque mi billetera le pague a María, sus palabras fueron claras

Esta en deuda conmigo, usted gozó pero yo quiero más

Efectivamente días después folle con María pero eso es tema de otro relato
Reviews
Your review
Excellent
Good
Regular
Bad
Regrettable
NOTE: In order to add favorites, rate and post reviews you must login or create a new account if you are not registered.
0 published reviews